Mi cabello estaba corto y se caía por montón, hasta que eche estos 3 ingredientes a mi CHAMPÚ.

Perder el pelo a temprana edad es una condición que nadie quiere sufrir. Especialmente a las mujeres se les hace una pesadilla aceptar que están perdiendo el cabello. Y es que ni a hombres ni a mujeres les gusta la idea de quedarse calvo.

Esta condición puede bajarnos la autoestima y en algunos casos es motivo de acomplejamiento. A este padecimiento se le conoce como alopecia y es más frecuente de lo que pensamos, este puede ser provocado por el estrés, anemia, mala circulación o cuestiones hereditarias. Sus efectos los empezamos a notar cuando, luego de peinarnos, se quedan un montón de pelos en el cepillo.

Si notamos que nuestro cabello está creciendo débil o que los estamos botando, debemos actuar rápido. Si nos quedamos de brazos cursados es posible que no haya vuelta atrás. Es cierto que no podremos recuperar los cabellos ya perdidos, pero podemos fortalecer los presentes. De esta manera, combatiremos la alopecia y evitaremos que se nos siga cayendo el pelo.

Aunque podemos acudir a los especialistas para que traten el problema, sus consultas son carísimas. Además, el tratamiento al que nos someten puede hacernos perder la salud y mucho dinero. Es por eso que queremos mostrarte un shampoo casero que le dará fortaleza y vitalidad a tu cabello. Presta atención a las siguientes instrucciones de cómo prepararlo.

Ingredientes:

Shampoo neutro (1 frasco).
Aceite esencial de limón (al gusto).
Capsulas de vitamina E (varias).
Aceite esencial de romero (al gusto).

Modo de Preparación y uso:

Lo primero que haremos es sacar un poco del shampoo de la botella para hacer espacio. Ahora, le echaremos ambos aceites esenciales al shampoo. A continuación, perforaremos las capsulas de vitamina E y echaremos el líquido en el frasco. Lo que nos queda por hacer es cerrar el frasco y agitarlo muy bien.

Con este shampoo anti-caídas debemos lavarnos la cabeza interdiario, es decir, dejando un día de por medio. Al igual que cualquier otro shampoo, debemos aplicarlo con el cabello humedecido. Con él masajearemos el cuero cabelludo por 10 minutos aproximadamente. Luego, procederemos a enjuagarnos con abundante agua tibia.

Este sencillo tratamiento mejorará la circulación en el cuero cabelludo y detendrá la caída del pelo. Además, ayudará a que las nuevas hebras crezcan sanas y fuertes.

Si eres constante en la aplicación de este shampoo, notarás que la caída se interrumpirá. Si tiene amigos que sufren de este problema, comparte este artículo en tus redes para que también se enteren.