30 SEGUNDOS DESPUÉS YA ESTABAN MUERTOS. LA GRABACIÓN DE SU MUERTE MUESTRA LA FRAGILIDAD DE LA VIDA…

Suele decirse que en nuestro mundo existe una única verdad, y esa es que en un momento determinado de nuestra existencia la muerte se va a cruzar en nuestro camino. Todos deseamos que este momento llegue lo más tarde posible, pero lo cierto es que en algunas ocasiones ciertas personas se encuentran con un desenlace trágico y totalmente inesperado. Realmente nunca tenemos constancia de la posibilidad de que algo terrible suceda dentro de unos instantes: hemos de estar alerta, ya que la vida es un tesoro muy valioso.

La gran mayoría de los seres humanos suele adaptar comportamientos seguros en lo que se refiere a su modo de vida, pero si buceamos en la red podemos encontrar con facilidad casos de personas que han fallecido por llevar a cabo ciertas acciones en las que su seguridad se vio entredicho. ¿Y si todo acabara para nosotros debido a un pequeño error? En el artículo de hoy conoceremos a una pareja de origen brasileño que se hizo un selfie en la playa. Apenas un minuto después de la captura de esta imagen ya habían perdido la vida.

Sigue leyendo esta noticia para conocer su fatal desenlace y mucha información útil sobre este tema…

SELFIES QUE COSTARON VIDAS

Tomarte una “selfie” en principio no supone ningún tipo de riesgo para nuestra salud, pero lo que de verdad es peligroso es la zona y el momento en el que hayas pensado colocarte delante de la cámara. ¿Queréis conocer algunos casos de personas que fallecieron por fotografiarse cuando no debían? Uno de los ejemplos más célebres sucedió en Septiembre del año 2015 en el monumento indio del Taj Mahal: un turista japonés se tropezó mientras se fotografiaba en las escaleras de esta Maravilla de la Humanidad, lo que le costó la muerte. Tan sólo un mes más tarde un joven ruso llamado Andrey Retrovsky falleció al caer desde la zona más alta de un inmueble; esta imagen muestra perfectamente lo que este chico realizaba para impresionar a sus amigos.

¿Y qué sentido tiene tomarse una “selfie” en el techo de un tren? La joven rumana Anna Ursu decidió obtener una gran foto para sus redes sociales, pero lo único que encontró fue una electrocución con cables de 27.000 voltios; la chica falleció de inmediato. Los animales también tiene que decir mucho en este ámbito: un chico de origen español llamado David González pensó que sería una gran idea fotografiarse al lado de un toro en uno de los muchos festejos que suceden cada año en ese país. Por supuesto, la bestia llegó por detrás y le corneó hasta la muerte.

¿Tienes ganas de saber más datos sobre esta moda tan peligrosa? Pronto revelaremos el destino de la malograda pareja.

PAÍSES MÁS AFECTADOS POR ESTA TENDENCIA…

Desde el mes de marzo del año 2014 se han contabilizado 127 fallecimientos de personas que querían obtener la mejor fotografía posible en un lugar y en un momento en el que para nada deberían estar haciendo eso. Una investigación llevada a cabo por la universidad estadounidense de Carnegie Mellon y el Instituto Nacional de Tecnología de la India ha llegado a varias conclusiones en lo relativo a esta práctica mortal. Los resultados han sido devastadores para este país asiático, ya 76 personas abandonaron nuestro mundo tras fotografiarse en situaciones extremas.

El gráfico que mostramos a continuación presenta con exactitud el número de fallecidos en diversos países del mundo. Como puede apreciarse, Pakistán es el segundo país más afectado, seguido de Estados Unidos, con 9 y 8 respectivamente. Rusia, Filipinas y Rusia también se ven afectados por esta moda, e incluso España también entra en este listado tan especial, porque tres turistas han fallecido en zonas costeras. ¿Sabéis que tres cuartas partes de los muertos son hombres y que un 35% del total se encontraban entre los 20 y 25 años? Hemos de concienciar a los más jóvenes sobre el peligro de todo esto.

¿Estáis listos para conocer una de las historias más inquietantes que existen? Incluso adjuntaremos una serie de imágenes muy explícitas…

ESTA SELFIE FUE LA ÚLTIMA…

Por desgracia, no se tienen muchos datos sobre esta pareja. La gravedad de esta situación no ha trascendido mucho, pero por suerte hemos podido captar unas imágenes que muestran a la perfección que la vida es algo que se puede perder de manera muy simple. Una pareja de origen brasileño estaba disfrutando de un día genial en la playa: ambos eran jóvenes y lo que deseaban era pasarlo bien rodeados del sol y el mar. En un momento dado, quisieron mostrar a sus amigos el paisaje tan espectacular en el que se encontraban, así que se tomaron esta fotografía…

No se sabe a ciencia cierta lo que sucedió pasados unos instantes, pero lo único de lo que tenemos constancia es que ambos acabaron en el agua. La zona estaba repleta de rocas afiladas, ya que habían visitado uno de los acantilados más peculiares de su región y en adición a esto la violencia con la que estaba actuando el agua hacía imposible que la gente pudiera meterse en el agua. No sabemos si alguien se resbaló y el otro fue a salvarlo, pero lo cierto es que ambos no salieron con vida de allí…

Si queréis ver lo que grabaron unos lugareños que merodeaban la zona, simplemente avanzad a la página siguiente…

NO PUDIERON SALIR DE ALLÍ…

Varios turistas que se encontraban en la zona y una serie de comerciantes locales se dieron cuenta de que la pareja que se estaba fotografiando cerca de los acantilados había desaparecido, por lo que corrieron rápidamente hacia el borde del precipicio. Cuando miraron hacia abajo, más concretamente hacia la zona en la que convergen las rocas y el mar, vieron cómo dos cuerpos se movían sin control arrastrados por la violencia de las olas. La misión de salvamento se antojaba difícil…

Los lugareños no pudieron hacer nada por salvar la vida de esta pareja, la cual iba a casarse únicamente dos meses después. Uno de los datos más macabros de esta historia es que el joven salió a flote unas horas más tarde; el estado en el que se encontraba era realmente lamentable, ya que se había ahogado y sufrido impactos con las rocas del lugar. Su chica, lamentablemente, también pereció por ahogamiento, pero todavía no han recuperado su cuerpo. Desde aquí deseamos que pronto sea posible, ya que así los dos enamorados podrán descansar en paz…